Cascadas del Aljibe (Matallana) – Embalse del Vado

Cascada del Aljibe. Roblelacasa

Esta ruta da comienzo en Roblelacasa, un pueblo precioso con todas las viviendas construidas con pizarra negra, un encanto singular en mitad de la naturaleza, sin duda un destino para visitar con calma recorriendo sus calles.

La climatología acompaña y estos meses son un momento ideal para hacer esta ruta que arranca a través de su calle principal en dirección sur hasta desviarnos por la izquierda hacia una pradera. Atravesamos una pequeña puerta y descendemos. Desde lo alto a nuestros pies encontramos el arroyo del Soto, al que iremos bajando, siguiendo las marcas del sendero GR 60 para llegar al fondo del pequeño barranco, en el que debemos cruzar el arroyo a través de un puente de madera.

Comenzamos a subir y encontramos una amplia pradera de la que surgen varios caminos. Seguimos de frente siguiendo las balizas. Llegamos al pueblo del Espinar, el cual cruzamos, nos encontramos con grandes praderas y al fondo el Pico Ocejón.

Continuamos por el camino rodeado de jaras y demás vegetación en dirección hacia el río Jarama y las cascadas. En este tramo de la ruta recomendamos el uso de bastones que te ayuden a bajar este desnivel con más seguridad. Finalmente llegamos al arroyo del Soto y, siguiendo el cauce del río encontraremos un pequeño puente hecho de tablones de madera por el que cruzamos para llegar a las Cascadas del Aljibe, ubicada en la sierra de Ayllón. Una de las cascadas más hermosas de nuestro país, con una altura de 10 metros y grandes caídas escalonadas. Un destino ideal para refrescarse y disfrutar de la naturaleza.

Tomando una pequeña senda que trascurre por encima del cauce del río Jarama llegamos a un cruce de caminos, el de la derecha nos lleva de nuevo a nuestro punto de partida, Roblelacasa, y el de la izquierda al puente de Matallana. Tomamos este último, y encontramos el sendero PR-GU 02, que nos guiará hacia el pueblo de Matallana, el cual se encuentra en proceso de recuperación, ya que estuvo mucho tiempo en el olvido y la mayoría de sus edificaciones se encuentran en ruinas, pues se vieron afectadas por la construcción de la presa del Vado, fueron expropiadas.

Continuamos por una pista ascendiendo ligeramente hasta La Vereda, otra magnifica aldea típica de la arquitectura negra que también se encuentra en fase de restauración. Desde aquí continuamos por una pista ancha, con subidas y bajadas suaves hasta los últimos 5 km en los que descendemos por un fantástico valle hasta la presa del embalse del Vado.

Se trata de una ruta en la que encontraréis parajes únicos, vegetación y mucha agua para disfrutar de una asombrosa belleza que definitivamente no podéis dejar de ver.

Histórico

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies